Freelancer. ¿Qué es y cómo ser uno de ellos?

Por Vivilia Team

Seguramente habrás escuchado o leído el término “freelancer” más de una vez en los últimos años. Y no es de extrañar, pues son cada vez más los profesionales y aficionados que optan por ganar dinero con este método de trabajo.

Como habrás intuido, el freelanceo consiste en trabajar de manera independiente, cumpliendo con proyectos que un cliente solicita bajo determinados parámetros.

Y como podrás darte cuenta al finalizar el artículo, es una forma de trabajo que ofrece magníficas ventajas para cualquiera que decida dar el paso y optar por un trabajo independiente.https://www.youtube.com/watch?v=2XvVthvfZK0



Si aún sientes dudas, no te preocupes, puedes comenzar con pequeños proyectos mientras tanteas el terreno y encuentras comodidad. Pero ten por seguro que una vez que comiences a adquirir experiencia y ganancias, perderás el temor a ganarte la vida de manera independiente.

Indudablemente, el éxito de una persona con este tipo de trabajo dependerá de su motivación y constancia, y por supuesto, de la importancia que le dé a mejorar continuamente, para mantener un buen ritmo competitivo en este sector tan creciente (Imagen 1).

¿Qué es un freelancer?

El freelancer es un trabajador independiente que se vale de sus talentos, experiencias o profesión para cumplir con encargos de clientes que requieren de sus habilidades.

Por lo general, estos encargos consisten en proyectos o sus partes, que se rigen por unas pautas definidas por el cliente. Pueden haber sido definidas por el propio cliente de antemano, si éste conoce bien lo que necesita, o bien, tanto el cliente como el freelancer pueden discutir la idea para acertar con las mejores decisiones para el diseño del proyecto.

La retribución económica por lo regular se pacta entre el cliente y el trabajador independiente antes de iniciar con el proyecto. Sin embargo, no necesariamente se trata de montos fijos, sino más bien de montos por el tiempo invertido o por la cantidad de trabajo que conlleve la totalidad del proyecto.

Trabajos Freelance

El trabajo freelance es una manera moderna y atractiva de ganarse la vida, a la cual recurren cada vez más personas y por distintos motivos.

Por ejemplo, algunos deciden probar con el freelanceo al gozar de talentos y capacidades que se demandan en el mercado pero que, a  pesar de ello, no consiguen empleos fijos tradicionales.

En otros casos, una persona puede comenzar a indagar en el mundo del freelanceo porque no puede permitirse un horario de oficina, y en cambio tiene posibilidades de trabajar desde casa. Buenos ejemplos serían una madre de niños pequeños o un estudiante que no consigue un trabajo que se adapte a su horario de estudios. 

Por otra parte, el tipo de trabajos freelance que pueda hacer cada persona dependerá intrínsecamente de sus habilidades, de su capacidad de aprendizaje y de su pericia para explotar las habilidades y conseguir resultados valiosos para el cliente.

Existen muchas áreas de trabajo que son ampliamente solicitadas en todo el mundo y que pueden ser ejercidas desde el propio hogar o una cafetería, mientras haya de por medio una computadora .

Y cualquiera que esté dispuesto puede aprender y desarrollar habilidades valiosas en el mundo moderno y ponerlas a disposición de centenares de clientes alrededor del mundo.

Tipos de trabajo freelance

Existen muchas áreas que se prestan para el freelanceo. Prácticamente cualquier trabajo que pueda realizarse a distancia y desde un computador, es una buena opción para trabajar.

Las áreas que tienen mayor demanda en el sector freelance son, por ejemplo, gestión de marketing y de ventas, diseño gráfico y diseño web, trabajos de programación, asesoramiento financiero y contable, servicios de transcripción, servicios de traducción, servicios de redacción y creación de contenido, edición y producción de videos, entre muchos otros.

Algunas de estas áreas requieren formación profesional, y pueden ser aprovechadas por personas que tengan estudios y conocimientos en el área y deseen independizarse.

Pero muchas otras pueden ser explotadas por personas que tengan talentos y conocimientos adquiridos por cuenta propia. Por ejemplo, muchos jóvenes han desarrollado excelentes destrezas para producir videos y contenido entretenido para sus contemporáneos, ¡Y esta es una aptitud muy apreciada por muchas organizaciones, que necesitan interacción e interés de su público!

Así que si tienes talentos o destrezas a las que les puedas sacar partido, no dudes más y pon tus servicios a disposición de quienes necesiten de ellos.

Existen muchas maneras de darte a conocer. Puede que al principio te cueste un poco pero, con constancia y positivismo, conseguirás un montón de clientes interesados en tus servicios.

Ventajas del trabajo del freelancer desde casa

Después de todo lo dicho, tal vez aún te estés preguntando si el freelanceo es para ti, si vale la pena el riesgo de querer independizarte. Déjame convencerte, al menos, de intentarlo.

El freelanceo puede generar un poco de inquietud si estás acostumbrado a empleos tradicionales. Porque la “seguridad” de un empleo constante con paga estable puede causar un apego que realmente no es algo sano. Quien se aferra a una seguridad limitada, no conocerá el mundo fuera de su reducido círculo de confort.

Además, cuando eres independiente, y haces cosas que disfrutas, siempre buscarás mejorar, porque sabes que la prosperidad de tus proyectos será tu propia prosperidad, y porque no te costará nada tener motivación para ser el mejor.

Adquirirás valiosa experiencia, podrás interactuar con clientes, aprenderás a adaptar tus conocimientos y aptitudes a cualquier medio.

Esto marcará un antes y un después en tu carrera, y te dará mucha madurez personal y profesional, pues comenzarás a tomar las decisiones en tu vida y tu negocio. 

Podrás manejar tu horario. Pero no te confundas, tendrás que trabajar duro para crecer cada día más, ¡y te encantará! Saber que creces profesionalmente y creas tu propia reputación en el mercado es algo inigualable.

Al poder definir tu horario, podrás enfocarte a gusto en otros aspectos de tu vida que merecen tu atención: tu familia, tus estudios, realizar de cursos, disfrutar de hobbies, trabajar en el bienestar personal, ejercitarse…

Cuando tienes el control de tu tiempo, puedes trabajar en tomar el control de tu vida. Y te sentirás más pleno y realizado. Poder disfrutar de tu vida haciendo lo que quieras, lo que te llena, te dará mucho más bienestar, y a tu familia también.

Y por último, las valiosas experiencias que adquieres como trabajador independiente podrían servirte como cimientos para emprender tu propio gran negocio en el futuro.

Toda experiencia es una gran experiencia. Y ser un freelancer es grande entre las grandes. No temas arriesgarte, porque no hay peor riesgo que no intentarlo.



4 (80%) 2 votes